La persona, el primer y más importante recurso

Promover la belleza y el trabajo como vía para la reconstrucción del corazón del hombre: este es el objetivo del libro y del cd Venezuela. Il popolo il canto il lavoro (Itaca, Castel Bolognese, 2019, 122 páginas, 20 euros) bajo la curaduría de José Francisco Sánchez.

Un proyecto de la asociación venezolana Trabajo y Persona con gran relevancia cultural, no solo para los venezolanos sino para todos, porque “descubrir el valor de cada persona y de su trabajo es la vía que hace florecer el bien común”. En esta iniciativa editorial han estado involucrados músicos, artistas y personalidades provenientes de diversas experiencias religiosas, de culturas e ideales diferentes, bajo la dirección del famoso músico y compositor venezolano Aquiles Báez. Los cantos tienen como hilo conductor la experiencia del trabajo como nexo consigo mismo, con el otro y con el bien del mundo. En el texto se puede apreciar la contribución de monseñor Filippo Santoro, arzobispo de Taranto y presidente de la Commissione episcopale per i problemi sociali e il lavoro, la giustizia e la pace (Comisión Episcopal para los problemas sociales y el trabajo, la justicia y la paz); el testimonio de madre Cristiana Piccardo, monja del orden cisterciense de la Estricta Observancia; así como de Alejandro Marius, fundador y presidente de Trabajo y Persona; de Monica Poletto (Cdo Opere Sociali), de Eugenio Dal Pane, fundador y director editorial de Itaca y del guitarrista José Francisco Sánchez.

“El valor inestimable de este libro y del cd – explica en la presentación Bernhard Scholz, presidente de la Compañía de las Obras -  radica justamente en la oportunidad de poder compartir con el pueblo venezolano su historia, y de volvernos partícipes del momento dramático que está viviendo”.

Frente a la gran crisis económica, social y política, Trabajo y Persona ha puesto en el centro a la persona como primer y más importante recurso para el país, ofreciendo oportunidades de educación en el trabajo en las zonas más pobres de Venezuela, de manera que cada uno pueda sacar provecho de su propio talento obtener de estos lo necesario para vivir, descubriéndose a sí mismo y contribuyendo al bien de todos.

“Promover el valor del trabajo y la dignidad de la persona” es la misión que desde el 2009 Trabajo y Persona lleva adelante en Venezuela, donde obra en tres áreas de acción: desarrollar programas sociales para la educación en el trabajo de jóvenes y mujeres en situación de vulnerabilidad; sostenibilidad de la educación para el trabajo y promoción de la cultura del trabajo en Venezuela.

 “La concepción del trabajo y de la persona – escribe Marius -  no pueden ser neutras ni relativas. Para nosotros «el trabajo es una dimensión fundamental de la existencia del hombre en la tierra», como afirma san Juan Pablo II en la Laborem exercens (n.4); y «la naturaleza de la persona es relación con el infinito», como lo afirma Luigi Giussani en su obra El sentido religioso. La persona – prosigue el fundador y presidente de Trabajo y Persona - tiene que estar en el centro de todo, porque es por quien trabajamos y eso solo es posible si nos encontramos con otros y trabajamos juntos”.

El cd agrupa 14 cantos relacionados al trabajo, desde la madrugada hasta el atardecer, uniendo en cada momento, a través del libro, texto, imágenes y canciones.

“Hemos querido recuperar la amplia tradición de cantos de trabajo venezolanos – explica Sánchez- para entrar en dialogo con personas que han vivido una relación distinta con la realidad, que comprendiendo la acción transformadora del trabajo han creado hermosas expresiones musicales. A través de la belleza del canto – añade - somos atraídos por un modo de trabajar experimentado en los campos venezolanos. Escuchándolos redescubrimos el corazón de nuestra gente, su amor a la vida y al trabajo”. La selección de cantos contenidos en el libro y el cd, cuyos ingresos serán destinados a la actividad de Trabajo y Persona dirigida a más de mil jóvenes y mujeres que desean quedarse en Venezuela y colaborar en la reconstrucción del país. Nos permite comprender la naturaleza de un pueblo en quien la alegría de vivir es más fuerte que la dureza del trabajo. “Escuchamos en estos cantos – prosigue el músico - experiencias fundamentales que hermanaron pueblos de procedencias distintas, pero con un destino común, que en los siglos se ha cimentado en nuestra tierra”.

Tanto en el libro como en el cd, según monseñor Santoro, que por mucho tiempo fue misionero en América Latina, se encuentra expresada de forma sugestiva “una visión de la vida que une armónicamente la sabiduría de un pueblo, las preguntas elementales de la vida, la alegría, el sufrimiento, la relación con la naturaleza, el trabajo y la familia. La esperanza de un pueblo – concluye el prelado – se expresa en sus canciones que ayudan a superar el individualismo en una perspectiva coral en la que prevalece el aspecto comunitario en la descripción de situaciones, problemas, injusticias y esperanza”.

Francesco Ricupero

La persona, el primer y más importante recurso.